27 may. 2008

Cosas que dan que pensar,

Hace poco ley en una entrada de “la bruja de la aguja” que en este mundo del patchwork hay de todo, virtuosas y profesionales, prepotentes y chapuzas.
Desde entonces esto está rondando en mi cabeza, además como muchas sabéis María José tiene una asociación en la que da clases de patchwork a mujeres maltratadas con el único interés que el de llevarles un poco de alegría, después están esas otras personas que en su generosidad enseñan lo que saben, por que es tanto que regalar un poquito no les hará más pobres, muy al contrario como seres humanos y como artistas son más grandes cada día, esas son a las que les ha faltado tiempo para enseñarme algo, o para regalarme un patrón con otras muchas muestras de cariño, otras simplemente enseñamos lo que hacemos con la esperanza de que de nuestros errores las demás también aprendan, pero este pensamiento de hoy no es un homenaje a todas esas mujeres espléndidas si no una recriminación para esas otras.
Esas que te dicen que para alcanzar un buen nivel tus trabajos tienen que ser impecables, y estar impecablemente acolchados y acabados, esas que miran con desdén algunos trabajos olvidando y despreciando el gran trabajo puede que humilde pero trabajo al fin y al cabo de otras que quizás seamos todavía aprendices de bruja y que quizás algunas nunca lleguemos a graduarnos en este arte, pero sin embargo tenemos tanta ilusión, y nuestros ojos se iluminan con cada logro.
Además quien puede decir lo que tiene o no cabida, yo hago patchwork para mi propia satisfacción, si a alguien le gusta perfecto, pero para mi es una forma de pensar, de vivir, de ver la vida y les digo a todas esas “virtuosas” que intentaré esforzarme, pero que si no lo logro tampoco pasa nada, mis mantas abrigan a mis hijos y mi cama, y pronto abrigarán a mi nieto, llevo con orgullo el bolso que confecciono y reunirme con mis compañeras los jueves para coser es un placer que no cambio por nada.Así que a las que como yo aun no alcanzamos el nivel les digo que no importa, que las primeras colchas se hacían por necesidad y para dar cobijo y en eso residía su grandeza.

16 comentarios:

María Pilar dijo...

Hola Blanca acabo de leer tu post y creo que tienes toda la razón en que las que hacemos patchwork por afición estamos encantadas con lo que hacemos. Yo tengo una compañera del grupo que vamos los miércoles y es una prepotente de muchas narices, haces algo nuevo y te dice yo ya lo hice y me quedó mejor y luego te pide si tienes el patrón. Nos tiene a todas hasta las narices.
Cuando fue el encuentro en Lerma, que tú colgaste las fotos pues ella dándoselas de que había estado en Lerma y yo calladita pensando si supieras que yo sin ir tambien lo he visto?-
A propósito has recibido ya el sobre. Ya me dirás. Besitos

CARMEN dijo...

Hola Blanca como dice el refrán a palabras necias oídos sordos.Es cierto que hay personas prepotentes, las típicas que van de listas,a mi en el fondo me dan pena, porque así como nosotras disfrutamos con lo que hacemos, y estamos contentas con los resultados, sean o no todo lo satisfactorios, somos conscientes que es bueno y positivo aprender cada día algo nuevo,y eso es justo lo que nos enriquece como personas.Las que son de esa manera, su egocentrismo no les permite disfrutar de esos pequeños logros, que se alcanzan en la vida,viven en una continua competitividad que no entiendo y además me parece agotadora y aburrida y no solo hablo del mundo del patchwork sino en general.Un besazo guapa.

Gloria dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con vosotras y sobre todo con Carmen de Tarragona, esas pobres infelices, porque eso es lo que son unas personas que jamás alcanzarán la felicidad porque no saben buscarla en las cosas pequeñas y sencillas de la vida, porque siempre estan en desacuerdo con el mundo y con ellas mismas. Jamás le diré a una de mis alumnas que ha hecho mal una labor, no puedo porque en cada puntada hay un trocito de ella, de su vida, de cariño y podrá estar mejor o peor pero es su ilusión y su satisfacción de lo que estamos hablando. En mi clase hay una señora que es tal y como estais comentando y todas le tienen un poco de mania por ser así y lo único que consigue es que las demas la eviten, da pena pero es que a veces resulta un tanto desagradable el trato con ella. Hay que sentirse felices de lo que tenemos y de lo que somos y disfrutar de las cosas que nos dá la vida y así transmitiremos felicidad a los demas contagiandoles de la nuestra. Te felicito Blanca por tus analisis en tu blog me gusta leerlos de vez en cuando, son muy enriquecedores.
Besos.

MONTSE dijo...

Hola Blanca! En primer lugar muchas gracias por haber pasado por mi blog y por añadirme al tuyo. Yo voy a añadirte también, quiero que la gente que pase por el mio y no conozca tu blog hasta el momento lo descubra, me gustan tus escritos y tus trabajos y veo en ti una persona que habla desde el corazón,una persona de verdad! Como sabrás en este tren en el que viajamos todos hay personas de verdad, personas con las que puedes contar con ellas, humildes de corazón y que son capaces de dar todo lo que pueden a cambio de amistad e incluso a veces a cambio de nada. Y esas suelen ser las personas más odiadas por los prepotentes u y ó personas vacias de generosidad (tanto de corazón como material) que siempre desean lo que tiene el de al lado y que tanta mezquindad hacen que sean egoistas, egocéntricas...unas desgraciadas. Pero mira por donde viajan en el mismo tren que las buenas personas, y como todos viajamos juntos a la larga sufren las consecuencias (yo es que soy de las que cree que a las malas personas en algún momento de su vida se les "gira la tortilla" o sea que a la larga reciben igual pago, y de esas personas he visto unas cuantas.Vamos que lo que dice la canción... "La vida te da sorpresas" es cierto, y que una persona buena siempre está ahí, aunqué no te llame, quede contigo, o haga tiempo y años que no hables con ella,pero que cuando la necesitas, allí está, y no te reprochará nada. Esas son las buenas personas para mí. Perdón por la extensión, pero estos temas me tocan muy hondo. Un abrazo. Montse

Dispersa dijo...

Yo siempre digo que la perfección no existe y que, de existir, debe de ser aburridísima. Cuando se hace algo a mano, no puede quedar todo "perfecto"... "exacto"... eso sólo lo hacen las máquinas. Esos pequeños detalles que otros llaman imperfecciones yo lo considero la mano del artista o artesano. Siempre habrá personas que hagan las cosas mejor que otras, pero eso no nos quita la satisfacción de hacerlas y de disfrutarlas. Y como yo suelo decir... al que no le guste... que no lo mire.
Un besuco.

Adhara dijo...

Buenos días!! Curiosamente, hoy me he levantado con un pensamiento del pasado.no tiene mucho que ver en la forma de tu post pero si en el fondo.
Hace más de 10 años pertenecí al Voluntariado de un Hospital público de Madrid. Con 18 añitos pensaba en que llegara pronto la mañana del domingo para poder hacer lo que realmente hacía con todo el corazón: Entregarme, aunque fuera por un ratito, a las personas que estaban ingresadas. Curiosamente, cuanto más mayores, más receptiva y segura me sentía. Nunca pude con los niños: no era capaz de "llegar" a ellos. Las circunstancias de la vida me hizo abandonarlo. Sobre todo un pensamiento que me empezó a rondar por la cabeza: "Mal de muchos, es consuelo de bobos? Ante ese pensamiento, abandoné, pues no quería caer en esa dinámica que había detectado en algunos de los compañeros del Voluntariado. Al cabo de los años, lo ejercí como profesión. Supe que me entregaba en cuerpo y Alma sin que me hiciera sentir mejor o peor persona por ello. Y es más: siempre recibía más de lo que aportaba.

por qué hago este comentario? El ser humano nos hemos vuelto muy egoista y egocéntrico, en términos generales, y poder encontrar un rinconcito como es el Blog y, a cambio mostrar tus iniciativas, proyectos, ilusiones, traducidas en manualidades y que las compañeras estén ahí, apoyando a lo que puedas hacer, es una grandiosa calidad humana.

Nunca entenderé términos como la hipocresía, la mentira, que al fin y al cabo se detecta y se convierte en un filón humano.

Está llegando, también, a este rinconcito del mundo. Pero no pasa nada.

Cada uno intentamos hacer y ser felices como podemos y siempre, con pequeñas cositas o simples gestos que nos llenan.

A ese tipo de personas, aunque no entre en mi forma de ver la vida, hay que ignorarlas, aunque nos duela y seguir como somos.

Siento la extensión de mi comentario, creo que me levanté filosófica, será por las circunstancias!!!

Un besote muy fuerte.

eva dijo...

Tu reflexion da mucho que pensar,
no vale decir yo hago y lo hago perfecto,mejor para ti...

Lo que haces con la mano derecha que no se entere la izquierda

Las fotos de la exposicion ,las veo geniales
besos

neus dijo...

Gracias por pasarte por nuestro blog y me alegro de que te gusten las cosas que hacemos, si algún día visitas La Coruña estaremos contentas de recibirte en nuestra tienda, y estoy de acuerdo con lo que dices, aunque yo doy clases desde hace bastante, siempre pienso que las cosas que se hacen con esfuerzo poco a poco van saliendo mejor y lo que vale es el cariño con que se hacen.

elazafatedeemma dijo...

Que bonito tu post lo he leido con mucha atencion y amiga que razon tienes. Yo tambien coso para mi propia satisfaccion y he de decir que un poco chapuzas soy pero lo hago con mucha ilusion que al final eso es lo que cuenta, me encanta coser y unas tienen mas facilidad que otras, pero lo importante es el amor que cada uno le ponga. Un besin, Nieves

SOGAMAR dijo...

Tienes una forma de escribir que me emociona. Y llevas toda la razón.

corapensa.mjose dijo...

Aqui estoy leyendo y comiendo musaka,y os puedo decir ,que solo ALA es perfecto,jeje,no en serio si precisamente yo soy una chapuzas muchas veces o casi siempre,pero a mi lo que me gusta es crear, maravillarme de las cosas perfectas, de compartir alegria y como siempre digo estoy encantadisima de pertenecer a este grupo en el cual reimos lloramos, compartimos, nos alegramos,ertc................... y espero no perder nunca esa capacidad la de sorprenderme gratamente de las cosas bonitas o trabajos bien hechos,besos y flores para todas, y las prepotentes pedantes que se creen su propio blog para despotricar a gusto entre ellas,y tu Blanca lo que pretendes es quitarme el puesto de Bruja,y me persare si te dejo o te echaré un guante blanco

Lupe dijo...

Cada uno es cada uno y
cada persona es un mundo
y en este mundo todo se despacha.
...o mas o menos así es un dicho que decimos por aquí.
Mientras tú seas de la manera que te guste,optimista y que te puedas reir de todo lo que no haces tan bien....que vengan "esas" a decirte algo, que no nos hacen falta para nada.
Y a vivir que son dos dias y como mas felices seamos mejor!!!
BESITOS

Piri - Mi taller de manualidades dijo...

nooooooooo te doy una idea a la retaceria en vez del bolso me llevas a mi colgada del brazo.
oyeeeeeee escribe tu tambien un libro con ideas, como lo de los rotuladores cariocas ......
esque entre tu, la brujita y angelines
ya teneis mi oscar especial
sois unicas.
sabes coser no cosere, pero leeros si que os leo, y es que algo se aprende ...y mucho de verdad.
te encontraba a faltar.

kodama dijo...

estimada Blanca, en cada momento que leo tu blog,te conosco mas y mas, eres una persona extraordinaria, tienes en el don de la palabra y de la escritura entrega, si dices cosas que a veces nos callamos por temor,por no importunar a otras personas, pero tienes tanta razón,cada una de las personas que realizamos manualidades hemos recibido la bendicion y el don de la creatividad y eso lo ponemos con pasion y con el corazón en cada uno de las pequeñas y grandes cosas que hacemos, un abrazo

Laura dijo...

Hola, estoy de acuerdo en tu reflexión. Todo lo que se hace con las manos y con ilusión es una obra perfecta en sí, ya que cumple con el objetivo con el que se hace: ser feliz.
Un abrazo.
Laura

María Del Carmen dijo...

Hola Blanca las fotos van directa de la camara digital al ordenador,y sobre lo que dises,yo y mis compañeras de asociacion no hemos tenido profesora de patchwork,llevamos 4 años con el taller y nos ayudamos unas a otras si vien es verdad algunas lo llevan mejor que otras pero lo que tu dices es lo que yo pienso estoy deseando que llegue el miercoles para reunirme con ellas merendar y compartir lo que hemos hecho durante la semana,no te desanimes que lo mas importante en la vida no es ganar sino participar......un beso .....y que pases un buen verano